isabel-albondigas

Focaccia de tomate seco y anchoas

Focaccia-de-anchoas

En casa nos encantan las focaccias en todas sus variantes, la de hoy una Focaccia con tomate seco y anchoas, una delicia muy sencilla de preparar y que es ideal para compartir día de fiesta en casa, para compartir con los amigos en una cena o para llevar a un picnic, seguro que encontráis el momento perfecto.

Focaccia significa hogaza en italiano y se trata de un pan plano cubierto con hierbas y otros productos, en este caso hemos puesto cebolla morada, tomates secos, romero y Filetes de Anchoa en aceite de oliva Isabel, el resultado un plato típico de la gastronomía italiana que gustará a toda la familia. Pero como siempre, esto son sólo ideas, podéis añadir lo que más os guste, por ejemplo sustituir el tomate seco por rodajas de tomate fresco, poner unas aceitunas…lo que os guste en casa.

Como os decía es muy sencilla de preparar, tan sólo hay que respetar los tiempos de levado como en otras masas, pero os vamos a explicar paso a paso cómo hacer esta Focaccia de tomate seco y anchoas.

Focaccia de tomate seco y anchoas

Ingredientes

Para la masa:

  • 400 gramos de harina de fuerza
  • 25 gramos de levadura fresca de panadería
  • 100 mililitros de agua templada
  • 1 cucharadita de sal
  • 3 cucharadas de Aceite de oliva virgen extra

Para el resto:

  • Aceite de oliva virgen extra
  • 1 cebolla morada
  • Tomates secos
  • Filetes de Anchoa en aceite de oliva Isabel
  • Romero

Cómo hacer Focaccia

Focaccia-anchoas-y-tomate-seco-pasos

Cortamos los tomates secos en trozos pequeños y ponemos en un cuenco cubiertos con aceite de oliva virgen extra para que se hidraten, reservamos.

Ponemos en un cuenco amplio el agua templada y añadimos la levadura, mezclamos bien hasta que se disuelva. Incorporamos el aceite, la harina y la sal. Mezclamos muy bien hasta obtener una masa suave y homogénea. Tapamos con papel film y dejamos que repose en un sitio cálido y alejado de corrientes hasta que leve, es decir, que la masa doble su volumen, no os digo tiempo porque dependerá de la temperatura del momento, en invierno pueden ser un par de horas y en verano media hora.

Cuando la masa haya levado la ponemos en la encimera o superficie de trabajo en la que ponemos un poco de harina, amasamos un poco y estiramos con un rodillo hasta formar un rectángulo que ponemos sobre papel sulfurizado en la bandeja del horno, tapamos y dejamos reposar de nuevo una media hora.

Pasado este tiempo, con el dedo hacemos hoyitos por toda la superficie, y pincelamos todo con aceite de oliva virgen extra, podéis utilizar el de los tomates secos. Por encima ponemos la cebolla cortada en rodajas finas, los trozos de tomate escurridos, las anchoas y un poco de romero.

Horneamos, horno precalentado, a 180º C durante unos 20 minutos o hasta que veáis que los bordes están dorados. Ya sólo nos queda cortar en porciones esta Focaccia de tomate y anchoas y a comer.

Focaccia-con-anchoas

¡Animate! Deja tu comentario...

  1. (requerido)
  2. (email valido requerido)
  3. (requerido)