Huesos de Santo, una receta popular

huesos de santo

Tal como decíamos ayer, es importante mantener las costumbres y las recetas españolas, además de incorporar las de otros países, que también está muy bien. En estas fechas hay que recordar que además de Halloween, el 1 de Noviembre es el Día de Todos los Santos, y típica es en estas fechas la receta de los Huesos de Santo.

Los huesos de santo son unos dulces de mazapán (pasta de almendra), de color blanco y forma alargada y cilíndrica (semejante a la de un hueso con su tuétano), originalmente rellenos de dulce de yema que recuerdan a tibias. En España son característicos en las pastelerías para la celebración de las fechas cercanas al Día de Todos los Santos (primeros de noviembre), junto con los buñuelos y los panellets en Cataluña.

Aunque su relleno tradicional es el dulce de yema, en la actualidad se han ido diversificando y es posible encontrarlos de otras confituras como pueden ser: yema, ciruela, coco, cabello de ángel, etc. Aunque hoy en día no es extraño encontrar rellenos de mermelada, chocolate, incluso praliné o yogur.

Huesos de Santo

Ingredientes:

Para el mazapán:

  • 200 grs. de azúcar
  • 100 gramos agua
  • 150 gramos de almendra molida

Para el dulce de yema:

  • 100 grs. de azúcar
  • 50 gramos de agua
  • 4 yemas de huevo

Preparación de los huesos de santo:

El mazapán:

Hacer en el fuego almíbar fuerte con el azúcar y agua.

Añadir la almendra y revolver fuertemente hasta formar una pasta.

Dejar enfriar mientras se confecciona el dulce de yema.

El dulce de yema:

En el fuego hacer almíbar fuerte con el azúcar y agua.

Batir las yemas solas y añadir a chorrito el almíbar mientras se revuelve. (Se puede hacer con la batidora).

Echarlo de nuevo en la cazuela donde se ha hecho el almíbar y ponerlo al baño María, revolviendo hasta que espese mucho. Tener cuidado que no hierva, ya que se puede cortar la crema. Dejar enfriar.

Montaje de los huesos:

Amasar el mazapán y estirarlo con el rollo de cocina, en una superficie espolvoreada con azúcar glas.

Cortar tiras de 4 centímetros. Y luego éstas en cuadrados.

Enrollar cada cuadrado en un palito de 1 centímetro de diámetro. Pegar la masa con los dedos para formar unos pequeños cilindros y pasarlas por azúcar glas. Sacar del palo, dejar secar y rellenar con el dulce de yema.

Fuente: Wikipedia, Consumer

Imagen: Tamorlan

3 comentarios sobre “Huesos de Santo, una receta popular”

    1
  1. necesito saber recetas para merienda,niños preescolares,que sean rapidas y nutritibas tengo 160 niños que tengo que darles la merienda,a cada uno de eyos y el presupuesto es limitado si pudieran ayudarme les agradeceria muchicimo

  2. 2
  3. Hola! Lo primero enhorabuena por el blog me encanta todo!! Una pregunta, las almendras para los huesos de santo son sin freír no? Es decir, almendras en crudo no? Muchas gracias y un saludo

¡Animate! Deja tu comentario...

  1. (requerido)
  2. (email valido requerido)
  3. (requerido)