Mini tartas rellenas de crema pastelera y mermelada

Pin It Por
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas | 5 votos
Cargando...
Mini Tartas rellenas de crema pastelera y mermelada

Si estáis buscando una receta original para un cumpleaños, una fiesta de Carnaval o incluso, por qué no, para una celebración especial como Nochevieja estas mini tartas rellenas de crema pastelera y mermelada seguro que sorprenden a todo el mundo.

Si las decoráis con fideos de colores, mini nubes o confetti comestible harán las delicias de los más pequeños, pero su relleno es igualmente irresistible para todas las edades. Pss, un secreto… Si le añadís un par de cucharadas de cava a la masa para el bizcocho y a la masa de la crema pastelera le daréis un toque especialmente festivo para los adultos, obviamente si las preparáis para una fiesta infantil omitid este paso y estarán igualmente deliciosas.

Lo bueno de estas mini tartas es que no tenéis que preparar cada base de las tartas por separado, vamos a hacer una masa de bizcocho grande en la bandeja del horno y de ahí sacaremos todas las bases para nuestras mini tartas, luego solo nos queda rellenarlas con la crema pastelera,  decorarlas a nuestro gusto y listas, nos queda tiempo para preparar el resto de la fiesta o sentarnos a esperar a los invitados.

¿No os habiamos dicho que os iban a encantar?

Receta de Mini Tartas rellenas de crema pastelera y mermelada

Ingredientes para el bizcocho:

  • 5 Huevos
  • 130 g azúcar
  • 130 g Harina
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla
  • 1 pizca de sal

Ingredientes para la crema pastelera:

  • 1/2 litro de leche
  • 40 g de harina fina de maíz (almidón de maíz, Maizena)
  • 125 g de azúcar (unas 8 cucharadas rasas)
  • 50 g de mantequilla o margarina
  • 4 yemas de huevo
  • 1 vaina de vainilla

Para el relleno y la decoración:

  • 80 g de mermelada de frambuesas o de fresa
  • Para decorar: fideos de colores (podéis comprarlos aquí), mini nubes (podéis comprarlos aquí), etc.

Cómo hacer mini tartas rellenas de crema pastelera y mermelada de frambuesa

Hacemos la base de bizcocho:

  • Para hacer el bizcocho que servirá de bases para nuestras mini tartas, precalentamos el horno a 180 grados calor arriba y abajo. Con varillas eléctricas, batimos los huevos junto con el azúcar y la esencia de vainilla durante unos 5 minutos a máxima velocidad.
  • Después de unos 5 minutos añadimos poco a poco la harina tamizada y la sal. Mezclamos con movimientos envolventes para evitar que se bajen los huevos y seguimos batiendo durante unos 3 minutos más hasta que triplique su volumen y la masa adquiera una consistencia cremosa.
  • En una bandeja de horno ponemos papel de hornear y repartimos la masa por toda la bandeja, aplanándola con una espátula. Metemos la bandeja en el horno durante unos 12 minutos y pasado este tiempo comprobamos que el bizcocho está hecho pinchándolo con un palillo de dientes. Si el palillo sale limpio, lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar. Una vez enfriado, cortamos el bizcocho en círculos con ayuda de un molde redondo de unos 7 cm de diámetro o de un vaso. Dependiendo del tamaño del bizcocho y del molde nos saldrán aproximadamente entre 12 y 16 bases de bizcocho para nuestras mini tartas. Aquí podéis elegir si hacéis mini tartas de 2 o 3 pisos, si p.ej. tenéis 12 bases redondas podréis hacer 4 tartas de 3 pisos o 6 tartas de 2 pisos. Reservamos las bases de bizcocho mientras hacemos la crema pastelera.

Hacemos la crema pastelera:

  • Para hacer la crema pastelera ponemos la leche y la vaina de vainilla junto a las semillas que habremos extraído previamente, en una cacerola sobre el fuego y llevamos a ebullición. Retiramos y reservamos. Una vez templada colamos la leche retirando la vainilla.
  • En un bol, batimos con varillas las yemas de huevo y el azúcar hasta lograr una mezcla homogénea. Disolvemos la harina fina de maíz tamizada para evitar grumos. También podemos disolverla antes en un poco de leche fría y luego la incorporamos al conjunto de la mezcla.
  • Incorporamos lentamente la leche junto a la Maizena, sin dejar de remover. Es importante que la leche esté solo a temperatura ambiente para que no cocine las yemas con su temperatura.
  • Cuando tenemos la mezcla lista, la ponemos a fuego lento. Removemos para evitar que se pegue y esperamos a que espese. Al obtener la consistencia deseada, retiramos del fuego e incorporamos la mantequilla a temperatura ambiente.
  • Vertemos la crema pastelera en una manga, la cerramos con una pinza y reservamos en la nevera.
  • Cogemos las bases de bizcocho que habremos dejado reposar y empezamos a decorarlas con montoncitos de crema pastelera. Para ello tenéis que cortar la punta de la manga pastelera desechable o utilizar vuestra boquilla preferida si tenéis una manga pastelera con boquillas como esta. Apretáis con cuidado para que os salgan bolitas de crema pastelera del mismo tamaño y vamos rellenando solo el borde de la base de bizcocho. El hueco que queda en el centro de las bases lo rellenáis con vuestra mermelada favorita, en este caso le hemos añadido mermelada de frambuesa. Si vamos a hacer mini tartas de 3 pisos repetimos el proceso una vez más con otra base de bizcocho y ponemos una base encima de la otra. Por último, la base que va arriba de la mini tarta la rellenamos completamente por encima con más montoncitos de crema pastelera cubriéndola por completo, y ya tendremos lista nuestra primera mini tarta. Ahora solo nos queda repetir el proceso para el resto de tartas o si lo queremos algo más sencillo podemos hacer las tartas de solo 2 pisos.

Mini Tartas rellenas de crema

Decoramos las mini tartas

  • Para terminar de decorar nuestras mini tartas le añadís vuestra decoración favorita, nosotros le hemos añadido unos unicornios de colores (podéis comprarlos aquí)  y mini nubes o marshmallows (podéis comprarlos aquí), pero podéis dejar volar vuestra imaginación. También le podéis poner unas estrellas encima de las mini tartas o cualquier decoración que se os ocurra dependiendo del evento.

¿Y qué hacemos con los restos de bizcocho?

Los trozos de bizcocho que os sobran de la masa los podéis hacer migas y hacer unos postres con el resto de la crema pastelera y frutas del bosque. En unos vasos para postre vais haciendo capas con el bizcocho, la crema pastelera y las frutas del bosque y ya tenéis un estupendo y riquísimo postre.

Algunos enlaces aquí publicados son de afiliados. No obstante los artículos recomendados responden a una decisión de criterio del equipo de Pequerecetas, no existiendo ningún incentivo por parte de las marcas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Antes de enviar la solicitud debes leer la información básica sobre protección de datos aquí

Kidealia Media SL te informa de que los datos de caracter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario seran tratados por Kidealia Media SL como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar la solicitud que realizas en este formulario de contacto. Legitimacion: Consentimiento del interesado.


Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estaran ubicados en los servidores de Cyberneticos Hosting SL (proveedor de hosting de Kidealia Media SL) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Cyberneticos. El no introducir los datos de caracter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podra tener como consecuencia que no podamos atender tu solicitud. Podras ejercer tus derechos de acceso, rectificacion, limitacion y suprimir los datos en info@kidealia.es asi como el derecho a presentar una reclamacion ante una autoridad de control. Puedes consultar la informacion adicional y detallada sobre Proteccion de Datos en nuestra pagina web: pequerecetas.com, asi como nuestra politica de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.