Vanillekipferl, galletas navideñas de vainilla y almendras

Pin It Por
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas | 10 votos
Cargando...
Galletas Vanillekipferl

Las Vanillekipferl son unas galletas navideñas de vainilla y almendras típicas de Centroeuropa. Su origen está en Austria, al igual que el de otras famosas galletas de Navidad, las galletas Linzer, aunque son también muy populares en otros países cercanos como Alemania, Chequia, Eslovaquia, Polonia o Hungría, lo que las convierte sin duda en una de las reinas de las galletas navideñas. ¡Y no nos extraña! Su delicado sabor a vainilla y almendra se deshace en la boca y las hace deliciosas tanto para niños como mayores. ¡No podrás comer solo una!

Su nombre, Vanillekipferl, hace referencia por un lado a uno de sus ingredientes principales, la vainilla, y por otro a su peculiar forma. Kipferl significa en alemán «media luna» y el origen de estas galletas se remonta a 1683 en Viena, donde en celebración de una victoria sobre el imperio otomano los pasteleros vieneses decidieron crear estas galletas en forma de media luna imitando a la bandera turca.

Si queréis pasar una divertida tarde horneando galletas con vuestros hijos, nietos o sobrinos, Las Vanillekipferl son ideales ya que son unas galletas muy fáciles de preparar, casi lo más difícil es llegar a pronunciar bien su nombre.

Vanillekipferl

Receta de Vanillekipferl

Ingredientes

Para la masa:

  • 125 g azúcar
  • 3 Yemas de huevo
  • 250 g de Mantequilla o Margarina
  • 300 g Harina
  • 1 cucharadita de levadura química (polvos de hornear)
  • 125 g de almendras molidas
  • 1 paquete de azúcar de vainilla (8g). Lo podéis comprar p.ej. aquí.

Para rebozar las galletas:

  • 50 g de azúcar glass
  • 1 paquete de azúcar de vainilla (8g)

Cómo hacer galletas Vanillekipferl

En un bol mezclamos el azúcar, el azúcar de vainilla, la mantequilla y las tres yemas de huevo y batimos hasta que nos quede una masa espumosa. Aparte mezclamos una cucharadita de levadura química con la harina y la añadimos a la masa anterior. Por último, añadimos también las almendras molidas y mezclamos.

Formamos una bola con la masa, la enrollamos con papel film y la metemos una media hora o una hora en el frigorífico. En una superficie plana, espolvoreamos un poco de harina, sacamos la masa del frigorífico y vamos formando tiras de masa alargadas de unos 15-20cm y del grosor de un pulgar. Si la masa está muy pegajosa, podemos añadir algo más de harina a la superficie de trabajo.

Cuando tenemos las tiras de masa, las cortamos en trozos de unos 2-3cm de largo. De cada uno de esos trozos vamos a ir haciendo nuestras galletas, para ello les damos forma de media luna con las puntas alargadas y las colocamos en una bandeja cubierta con papel de hornear. Para que nos queden todas iguales hay que ir haciendo las formas con cuidado, así quedarán todas del mismo tamaño y a la hora de hornearlas el resultado será más homogéneo. Si nos queremos asegurar de esto y facilitarnos la tarea existen moldes especiales para las galletas Vanillekipferl como este:

Molde para galletas Vanillekipferl
Molde de Teflón antiadherente para hacer las tradicionales galletas navideñas Vanillekipferl. Con este molde podrás hornear 42 galletas de media luna de forma fácil.

Vanillekipferl

Precalentamos el horno a 180° arriba y abajo, y seguidamente metemos la bandeja con las galletas durante unos 10 minutos. Mientras se hacen las galletas podemos ir mezclando el azúcar glas con el azúcar de vainilla en un bol. Sacamos las galletas del horno y las colocamos en una rejilla, y antes de que se enfríen las espolvoreamos con la mezcla de azúcar glas y azúcar de vainilla. También podemos poner la mezcla de azúcar en un plato y rebozamos las galletas en ella hasta que queden bien recubiertas. Las dejamos enfriar y las volvemos a espolvorear con la mezcla de azúcar glas y azúcar de vainilla

Cómo conservar las Vanillekipferl

Si no vamos a consumir las galletas en el momento, las podemos guardar para tomarlas más adelante o para regalarlas. Para ello, esperamos a que las galletas se hayan enfriado completamente y las guardamos en una caja de galletas (como p.ej. esta) bien cerrada y en un lugar fresco. De esta manera las podemos conservar durante unas 3 o 4 semanas.

Si te gustan los dulces tradicionales internacionales, no dejes de probar los Mince Pies ingleses:

Cómo hacer Mince Pies ingleses (receta tradicional navideña)

Algunos enlaces aquí publicados son de afiliados. No obstante los artículos recomendados responden a una decisión de criterio del equipo de Pequerecetas, no existiendo ningún incentivo por parte de las marcas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Antes de enviar la solicitud debes leer la información básica sobre protección de datos aquí

Kidealia Media SL te informa de que los datos de caracter personal que nos proporciones rellenando el presente formulario seran tratados por Kidealia Media SL como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar la solicitud que realizas en este formulario de contacto. Legitimacion: Consentimiento del interesado.


Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estaran ubicados en los servidores de Cyberneticos Hosting SL (proveedor de hosting de Kidealia Media SL) dentro de la UE. Ver política de privacidad de Cyberneticos. El no introducir los datos de caracter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podra tener como consecuencia que no podamos atender tu solicitud. Podras ejercer tus derechos de acceso, rectificacion, limitacion y suprimir los datos en info@kidealia.es asi como el derecho a presentar una reclamacion ante una autoridad de control. Puedes consultar la informacion adicional y detallada sobre Proteccion de Datos en nuestra pagina web: pequerecetas.com, asi como nuestra politica de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.