Cómo ahorrar en la compra: 15 trucos que te ayudarán

ahorrar en la cesta de la compra

Está claro que tal como está la economía es importante ahorrar en la cesta de la compra, uno de los principales gastos de las familias.  ¿Os habéis sorprendido tirando comida que se os había estropeado por una mala planificación?, ¿habéis probado la compra online?…

Os damos 15 consejos con los que seguro que conseguiréis ahorrar en el gasto mensual que supone la comida

Ahorrar en la cesta de la compra

1. Prepara los platos tú mism@
Cocinar a partir de ingredientes básicos supondrá una gran diferencia en la economía familiar, sobre todo si estás acostumbrado a comprar alimentos precocinados. Lo mejor es que te da más control sobre el presupuesto y puedes optar por los ingredientes más baratos y más saludables.

2. Planifica tus comidas semanales
Utiliza nuestros menús semanales o nuestra plantilla de menú semanal para decidir lo que tu familia va a comer para la semana que viene y a continuación, utilízala para escribir tu lista de la compra.

3. No tires comida
Se han realizado estudios que revelan la cantidad de dinero en comida que cada uno de nosotros “tiramos” al año, por lo que utilizar las sobras puede suponer un gran ahorro ¿no creéis?… Utilizar el menú semanal o la plantilla de Pequerecetas nuevamente os ayudará en este punto, pero hay otras cosas que puedes hacer:

Mantén las frutas y verduras en la nevera para que duren más tiempo. Piensa en el tamaño de las porciones cuando sirves la comida… ¿estás continuamente tirando comida a la basura? Una taza grande llena de arroz sirve para alimentar a 4 adultos, por lo que si estás alimentando a 2 adultos y 2 niños es probable que tengas suficiente con 2/3 de taza.

Piensa antes de tirar nada, incluso los alimentos más básicos pueden ser creativamente devueltos a la vida en sopas, guisos, salsas, etc. Con un poco de imaginación (y ayudándote de nuestras sugerencias) se puede improvisar todo tipo de nuevas comidas a partir de los restos de anteriores comidas.

4. Una mejor gestión de los alimentos
Utiliza tu congelador, siempre es útil disponer de un stock de alimentos congelados saludables para esos días en que se te han acabado las verduras frescas. Utiliza tu congelador para hacer acopio de ofertas especiales en los supermercados.

5. Fíjate en la fecha de caducidad de los alimentos antes de comprarlos.
Si es probable que no los consumas antes de que caduquen no los compres. Los alimentos pueden durar un poco más si se congelan, pero intenta seguir las instrucciones de congelado y descongelado con cuidado para evitar riesgos para la salud. Debes adquirir el hábito de verificar las fechas de caducidad periódicamente para saber qué comer y cuándo.

6. Conservación de frutas y verduras
Este suele ser el grupo más grande de comida desperdiciada, pero si la almacenamos correctamente se puede conservar durante más tiempo y evitar que acaben en la basura.

7. Divide los paquetes grandes de alimentos (especialmente pollo y pescado) y guárdalos en el congelador o frigorífico.
Si divides los paquetes sólo tendrás que descongelar las cantidades necesarias en cualquier momento, por lo que el paquete va a durar mucho más tiempo.

8. Despensa básica
Mantén una buena selección de conservas y alimentos empaquetados que le gustan a tu familia, tal como legumbres, frutos secos, pastas y arroz. La mayoría de estos ingredientes tienen una larga vida, lo que significa que puedes confiar en ellos para crear rápidas y deliciosas comidas, o utilizarlos como base para mezclar en las sobras. Reemplázalos una vez que los hayas consumido para asegurarte que la despensa básica queda completamente equipada (puedes mantener una lista en el interior del armario como un recordatorio).

9. El pan diario
El pan es uno de los mayores culpables cuando se trata de residuos de alimentos y tiramos millones de trozos todos los días. Para mantenerlo y no tener que tirarlo, congélalo en rebanadas y haz uso de ellas cuando las necesites. Los panes grandes también se pueden dividir por la mitad y congelarlos o mantenerlos cerrados en una bolsa de plástico (lo que evitará que se ponga duro), dependiendo de lo pronto que tengas previsto comerlo.

10. Más verduras
Los platos de verduras son más económicos que los de carne o pescado, e igual de sabrosos y nutritivos. Aquí tienes algunos de nuestros platos favoritos de verduras y algunos consejos sobre cómo ahorrar dinero reduciendo el consumo de carne y pescado.

11. Compra productos de temporada
Los alimentos de temporada por lo general cuestan menos puesto que se producen naturalmente, sin la utilización de productos químicos artificiales o costosos invernaderos. Además los alimentos estacionales también saben mejor. ¿Quieres saber cuál es el calendario de frutas y verduras de temporada? Haz clic aquí para verlo.

12. Compra a última hora
Cuando el sol se pone los supermercados suelen disminuir sus precios a la mitad o más del costo original. También es normal que haya más ofertas a final de mes, porque los supermercados se suelen ajustar al bolsillo de los consumidores. Aprovecha entonces para acumular carne y pescado en oferta y congelarlos.

13. Compra frutas y verduras sueltas
Es mejor que compres sólo las piezas de frutas sueltas que necesites. Las grandes bolsas de frutas y verduras están bien si las vas a consumir, pero si no tienes planes de utilizarlas inmediatamente, pueden estropearse y terminar costando más de lo que valen.

14. Compra marcas blancas
Con las marcas blancas en determinados productos puedes ahorrar una considerable cantidad en la lista de la compra. Valóralo cuando vayas al supermercado y no te dejes cegar por las cabeceras.

15. Compra on line
Si realizas la compra por internet te puedes ceñir a la lista de la compra que tenías prevista, evitando el picoteo inevitable cuando vas con el carrito por el supermercado. Por otro lado te permite comparar mejor los productos y precios, y siempre puedes ir vigilando lo que va subiendo la lista de la compra a medida que añades los productos, cosa bastante difícil en el supermercado físico. A pesar de los gastos de envío, la compra online os puede ayudar a ahorrar.

7 comentarios sobre “Cómo ahorrar en la compra: 15 trucos que te ayudarán”

    1
  1. si haceis verdurita para vuestro bebe,aprovechar el agua que sueltan al hervirla,no la tireis es un excelente caldo vegetal para la sopa.El pan duro nunca se tira,esta riquisimo migado en la leche.

  2. 2
  3. me parece genial, pero hay un punto en el que no estoy del todo de acuerdo. si cocinas todo todo seguramente la cuenta de la luz subira increiblemente para las mamis que como yo tenemos la cocina electrica, entonces a veces hay que mirar que cosas si conviene hacerlas caseras y que cosas no. Por ejemplo, la mermelada seria una locura hacerla en casa con lo baratas que son, claro que las hechas en casa saben mucho mejor, pero si hablamos de ahorrar…. mejor comprarla hecha y asi con unas cuantas cosas mas!!!!

  4. 3
  5. EXECELNTE LAS RECOMENDACIONES, VOY A PONERLAS EN PRACTICAS PARA ASI
    AHORRAR EN LAS COMPRAS

  6. 4
  7. no me parece nada de novedad pues lo que mencionan la mayor parte las hago y no hay gran diferencia de ahorro claro que hoy en dia los precios de la canasta basica andan por las nubes y todo gracias a nuestro querido gobierno

  8. 5
  9. buenisimo el post, por que no es fácil ahorrar en el mundo del bebe, lo digo x q me cuesta mucho consguir buenos productos y económicos.
    Dentro del mismo tema del ahorro, les recomiendo mi método, uso http://www.carritus.com y comparo precios y productos, es muy cómodo.
    Gracias por la info.!

  10. 6
  11. Muy buenos consejos.
    En cuestion de bebes, si te dedicas a comprar potitos en vez de prepar tu mismo los pures de verdura, etc, puedes dejarte mucho dinero.
    Para mi lo mas importante es tener una lista de la compra y ceñirte a ella. Seguro que no soy el único que comprando por impulso ha llegado a la caja y el ticket ha sido mas alto de lo esperado. Ya sea en un papel o en una aplicación para smartphone es imprescindible llevarla, pero creo que lo mejor es usar el móvil, lo llevas siempre encima y es mas comodo que ir con papel y boligrafo. Hay muchas aplicaciones muy buenas, pero yo recomiendo TuLista https://play.google.com/store/apps/details?id=es.blackpent.tulista que te permite indicar los precios y lo mejor, tener varias listas, así puedo anotar los precios del super o de la tienda del barrio. Así cuando planifico la compra, puedo revisar dónde me sale mas barato. Y esto a final de mes son unos cuantos euros.
    Gracias por la aportación!

  12. 7
  13. yo en el punto 12 discrepo,ya que el supermercado no es que se ajuste a las necesidades de los consumidores sino que los productos son perecederos(es mas a veces venden productos frescos que tienen un color que pronostica que se esta poniendo malo)y si no los compra nadie tendrán que tirarlos.Algunas veces pensamos que compramos chollos y no es asi.yo por ejemplo opto por comprar en mercadillos donde me sale mejor de precio respecto a la calidad y ademas puedo confiar en la persona que esta delante porque es su propio negocio.

¡Animate! Deja tu comentario...

  1. (requerido)
  2. (email valido requerido)
  3. (requerido)